Autoría; Fundación Ceres

La formación de Competencias Digitales Básicas, en este caso concretamente en Urda, un pueblo situado en la provincia de Toledo, ha brindado a todas las personas asistentes la oportunidad de tener autonomía digital, brindado como un proceso de fortaleza, humanidad y valentía por la que han pasado todas y cada una de ellas.

Siendo madres/padres, cuidadoras/es, trabajadoras/es (entre otras muchas ocupaciones) y exprimiendo cada minuto que les dona su reloj para adentrarse en un mundo totalmente desconocido, pudiendo aparecer así miedos o tal vez desconfianza.

No se puede negar que las nuevas tecnologías las utilizamos para casi todas las actividades básicas de la vida diaria. La brecha digital impide a un determinado grupo de personas el acceso a ellos, y puede ser a través de diferentes enfoques;

  • Enfoque de la infraestructura; esto quiere decir la dificultad con la que se encuentran las personas para el acceso a internet, debido a la falta de recursos materiales (ordenadores).
  • Enfoque de capacitación; esto se refiere a la falta de conocimiento del uso de las nuevas tecnologías, tanto en habilidades como en capacidades.
  • Enfoque del uso de recursos; y para finalizar también contamos con el problema del uso de red, dado que en muchas localidades rurales, la red de internet no les llega, por lo que aunque cuenten con los recursos de infraestructura, no tienen acceso a la digitalización.
 
Desde Fundación Ceres lo hacemos posible 

Desde Fundación Ceres, ponemos nuestro granito de arena, y ayudamos a que parte del colectivo más vulnerable de la localidad de Urda, pueda tener acceso a las nuevas tecnologías desde todos los enfoques anteriormente explicados,

Por el lado de la capacitación se les ofrece un curso de 50 horas teóricas en el que las personas que recibieron esta formación, puedan conocer todos los recursos que tengan a su alcance.

Por otro lado, a nivel de infraestructura, se les ofrece a las personas de colectivos más vulnerables, que recibieron previamente la formación, un ordenador portátil, totalmente gratuito, con sus respectivos accesorios, para ayudar a sufragar los gastos de infraestructura.

Y por último, se les ofrece además de la infraestructura, una cuantía económica que les facilite, al pago de las diferentes facturas durante un año de Internet, para que puedan estar conectados a Internet.

¿Qué les beneficia realizar el curso?

La finalidad que hemos tenido desde la Asociación ha sido capacitar a todos nuestros alumnos en nuevas tecnologías, Buscando que estas faciliten la entrada a nuevos empleos, por ejemplo.

Las personas que accedieron a este proyecto, han sido personas que no tenían recursos, por lo que pretendíamos, a parte de lo anteriormente mencionado, conseguir un aumento de su productividad y eficiencia, además de enseñarle una nueva forma de entretenimiento y alfabetizarles digitalmente. Todo esto con el fin de llegar a ofrecerles las máximas oportunidades que se encuentren al alcance de nuestras posibilidades.

 

Urda Ceres
¿Qué opinan los usuarios a los que se han impartido el curso?

La primera fase es experimentar,  Incertidumbre por no saber cómo se desarrollará el curso o de qué manera se impartirá el programa de formación; inseguridad por empezar a formar parte de un equipo humano con personas que no conoces o por no saber que son capaces de todo lo que se propongan. Esta fase es la que menos duración tiene, llegando a desaparecer en el mismo día que se experimentan estas sensaciones.

La segunda fase es la confianza. Tanto en sí mismas como en las demás ya que comienzan a desenvolverse de manera individual con su terminal, aunque a veces con un pequeño empujón por parte de la profesional de apoyo.

En esta fase se puede ver con notoriedad las ganas de adquirir nuevos conocimientos porque empiezan a creer en sí mismos/as, La felicidad de poder enseñar al de al lado o de realizar una acción informática con total autonomía por primera vez, haciendo partícipe a toda la clase a grito de: “¡Chicas! que lo he conseguido” y una sonrisa nerviosa que representa orgullo y satisfacción. En cuanto a la duración, es la más extensa en el tiempo, desde el inicio hasta el final del proceso de formación.

La tercera y última fase es la alegría con pequeños matices de tristeza, ya que se aproxima la despedida. Después de compartir anécdotas, conocimientos informáticos ligados con diversión, momentos de desconexión gracias al aprendizaje, preparación para la era digital en grupo…

Cada persona tiene su mochila

De todo esto podemos destacar la importancia del vínculo que se ha ido creando a fuego lento entre todas y cada una de ellas, potenciando valores humanos como la empatía y el respeto hacia las demás personas, ya que hemos entendido que cada uno/a de nosotros/as cargamos una mochila diferente pero que igualmente aguantamos día a día porque tiene el mismo peso.

Frente a esto, nuestro lema en clase ha sido:

No queremos cambiar de mochila por una más ligera, ¡sino espaldas más fuertes!

 

 

Bibliografía

Flores-Cueto, J. J. (2020). Tecnologías de información: Acceso a internet y brecha digital en Perú. Universidad de Zulia.

 

Artículo referente al curso realizado por Fundación Ceres en la localidad de Urda (Toledo) celebrada entre el 24/10/2022 al 10/11/2022.

 

#CompetenciasDigitalesCLM

Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia.

Financiado por la Unión Europea – #NextGenerationEu

Con el apoyo y financiación del Gobierno de Castilla – La Mancha con la Consejería de Bienestar Social CLM.

Share This
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad